Familias desplazadas en Oaxaca, por disputa agraria y cultivo de enervantes

San José Obrero.— Desde el 30 de marzo de este año, 50 familias fueron desplazadas violentamente de sus hogares y tierras en San José Obrero Paso Ancho, comunidad de Villa Sola de Vega, municipio de la Sierra Sur de Oaxaca. La disputa tiene un origen agrario, además a ello se suma la siembra y tráfico de estupefacientes, reconocen en la zona.

Alrededor de las siete de la mañana, narra Marcelino Figueroa, los pobladores de San Vicente Coatlán ingresaron a la comunidad con armas de fuego, “echando bala” y prendiendo fuego a sus hogares. En este ataque, dos personas resultaron heridas.

Aunque días antes se registraron hechos similares, nunca habían ingresado hasta el centro de la población ni atacado a balazos a los soldados de la 44 Zona Militar de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y agentes de la Policía Estatal que permanecen en la localidad desde hace un año, con el objetivo de disuadir cualquier agresión.

Días antes, de acuerdo con el comandante de la Policía Estatal, Alejo López, hubo otra agresión armada de los habitantes de San Vicente Coatlán contra la gente de Paso Ancho, ese 28 de febrero la incursión fue por la agencia municipal Rancho Viejo, también de Villa Sola de Vega; en este último, un niño de 10 años murió tras ser alcanzado por una bala.

El origen. El conflicto agrario data de hace al menos 45 años, se disputan 19 mil 600 hectáreas que San Vicente Coatlán reclama como suyas. En el año 2000, el Tribunal Unitario Agrario en Oaxaca resolvió que las tierras pertenecen legalmente a Sola de Vega y ordenó ejecutar la sentencia.

La ejecución de la resolución se realizaría en el año 2000; sin embargo, las condiciones sociales en la zona en conflicto no lo permitieron. La violencia estaba contenida de algún modo, pero en 2012 se reactivó con ataques armados esporádicos.

El pasado 18 de marzo, el juez del Tribunal Unitario Agrario ordenó nuevamente ejecutar la sentencia a favor del municipio de Sola de Vega y aunque se logró llevar a cabo, ese mismo día reinició la violencia y no paró hasta el 30 de marzo.

En esos días hubo quema de viviendas, incendios provocados en campos de cultivo y bosque de las poblaciones de Sola de Vega que colindan con San Vicente Coatlán y que están asentados en las tierras en disputa.

Detrás de este conflicto, reconocen agentes de seguridad pública y autoridades municipales de Sola de Vega, también se encuentra la pelea por tierras para cultivos como marihuana.

Aunado a ello, Paso Ancho es el paso, a través de veredas, para el traslado del enervante a la región de la Costa de la entidad.

Fuente: El Universal

Comentarios

comentarios

Deja un comentario